Cinco ruidos que tu casa no debería hacer

ruidos, casa, electrodomesticos, averias, zumbido

Cinco ruidos que tu casa no debería hacer

Cuando el río suena, agua lleva. Pero en el caso de tu hogar, si suena algo que no debería es que algo va mal. Los daños y desperfectos de tus aparatos electrónicos, electrodomésticos o aquellos que tienen contacto con el agua comienzan a dar señales de que necesitan una reparación urgente cuando hacen ruidos que no deberían. Por ello, a continuación os dejamos con los ruidos más comunes de algunos aparatos o instalaciones de casa.

Tu aire acondicionado chirría:

Un chirrido es uno de los ruidos más comunes y podría estar causado por una correa del ventilador suelta, y un gorgoteo significaría que necesitas recargar el refrigerante o comprobar atascos en el conducto que va hacia el exterior. Cuando no limpias regularmente el filtro de este aparato, acumula polvo y suciedad y se va cerrando el paso del aire. Al final, quedará un hueco tan estrecho que se producirán ruidos algo parecido a un silbido.

No se trata de un problema grave, pero muy molesto y a la larga puede hacer que tu aire acondicionado deje de funcionar correctamente. Puedes evitarlo limpiando con frecuencia el filtro para que no acumule sustancias que no permitan el correcto paso del aire. Si ya es demasiado tarde, no dudes en buscar a un profesional de la aclimatación.

El horno rechina al encenderlo:

ruidos, casa, electrodomesticos, averias, zumbido jobin

cinco ruidos que tu casa no debería hacer

Este caso es parecido al anterior con respecto a su posible causa, la falta de limpieza. Si te ocurre que tu horno o cocina de gas chirrían de manera extraña al encenderlos es porque se ha producido un atasco en el conducto y el gas sale de manera irregular. Una posible solución es limpiar a fondo los quemadores y los conductos. Si aún así el ruido no cesa, contacta con un profesional.

Corre agua sin que nadie la esté utilizando:

Aquí hay que tener mucho cuidado, puesto que puede suponer un gasto muy grande tanto para tu bolsillo como para la naturaleza. Lo primero es buscar de dónde proviene la fuga. Revisa todos los grifos, cisternas, y electrodomésticos que funcionan con agua.

Si el ruido persiste y no sabes cuál es el origen, cierra la llave del agua y comprueba si existe algún desperfecto en las paredes, las humedades son la pista definitiva para saber de dónde viene. Si a pesar de cerrar la llave del agua  sigue sonando, contacta con un fontanero lo antes posible.

Se produce un zumbido en las bombillas:

Si lo que te ocurre es que cada vez que enciendes una luz o si al cabo de un rato de estar encendida comienza a hacer ruidos similares a un zumbido es posible que alguna conexión eléctrica esté floja. Es importante que si no sabes del tema no te acerques ni intentes arreglarlo por ti mismo/a, ya que se trata de un trabajo peligroso. Apaga la luz afectada hasta que consigas entrar en contacto con un electricista para que te ayude.

Si tu caldera hace ruidos extraños:

En este caso puede ser por varios factores, dependiendo del tipo de ruido y dónde esté localizado.  Si el ruido es metálico, lo más probable es que se hayan dilatado las partes de metal de su interior y su posterior contracción al enfriarse provocan ese sonido. Si son golpes fuertes al encenderse puede estar relacionado con un acumule excesivo de gas en su interior. Por último, el ruido se produce al girar la bomba es posible que se deba a una acumulación de aire y necesite purgarse.

En todos los casos es necesaria la ayuda de un técnico especializado ya que el problema puede ser más grave del que pueda parecer en un principio.

Fuentes: reparalia.com / openclima.com

 

Tags:
, ,
No Comments

Post A Comment